Navarra

El organismo pidió que se eliminaran las barreras de acceso a las solicitudes de información, pero el Gobierno no ha hecho ningún cambio

defensor del pueblo navarra

El pasado 11 de junio de 2013 Victoria Anderica Caffarena, coordinadora de proyectos de Access Info Europe, interpuso una queja ante el Defensor del Pueblo de Navarra contra el Gobierno Foral por obstaculizar el acceso a la información requiriendo demasiados datos para poder realizar una solicitud de acceso a la información.

El Defensor del Pueblo dio la razón a la queja y recomendó al gobierno de Navarra que cambiara el procedimiento de solicitud y aceptara las solicitudes enviadas vía email y eliminara la obligación de utilizar un certificado digital o DNIe y además a dar su DNI, dirección postal y teléfono para solicitar información. En su recomendación, daba dos meses al Gobierno navarro para contestarle.

El 6 de septiembre de 2013 el Consejero de Presidencia, Justicia e Interior respondía al Defensor del Pueblo aceptando algunos cambios propuestos pero no todos, ya que las solicitudes deberán ser enviadas a través de una de las vías de entrada oficiales de la Administración de la Comunidad Foral de Navarra.

El Defensor del Pueblo considera que el Gobierno de Navarra no acepta el pronunciamiento de su institución a pesar de que este está debidamente argumentado. A día de hoy el Gobierno de Navarra no ha realizado ningún cambio en el procedimiento de solicitud de información.

Desde tuderechoasaber.es consideramos esta situación inaceptable y destacamos la necesidad de crear un sistema de recursos independiente y con poder vinculante para que las administraciones nos puedan ignorar sus decisiones como en el caso que nos ocupa.

La implementación de la nueva Ley Foral de Transparencia y Gobierno Abierto de Navarra, que obliga a identificarse mediante certificado digital  o DNI electrónico (DNIe) para realizar solicitudes de información vía Internet, limita el acceso a la información en Navarra. Además del certificado digital, se exige a los solicitantes indicar su DNI, su dirección postal y su teléfono.

Esto supone un paso atrás en el camino hacia el acceso efectivo a la información, ya que, con anterioridad a la puesta en vigor de dicha ley, el Gobierno de Navarra sí contestaba de manera satisfactoria las solicitudes de información de los ciudadanos.

Solicitar información debería ser algo rápido y sencillo. Como demuestran los precedentes de países que cuentan con leyes de acceso en plena vigencia, todos los trámites que se añadan en el proceso de solicitud son obstáculos innecesarios que hacen que mucha gente no realice sus solicitudes. Así pues, estas exigencias de implementación pueden contribuir a que una ley de transparencia pierda su eficacia.

Además, resulta clave destacar que requerir un certificado digital para poder enviar solicitudes telemáticas es, hoy por hoy, un factor excluyente. Actualmente en España hay 2.967.238 certificados activos. No parece una solución pensada para todos. Aunque también es posible realizar la solicitud online con el DNI electrónico, su uso, pese a haber expedidos más de 32 millones en España, está muy lejos de ser generalizado.

Por último, los estándares internacionales establecen que para solicitar información debería ser necesario aportar únicamente la información necesaria para poder contestar a la propia solicitud. Así, cuando se habla de identificación, se suele pedir simplemente un nombre para que el funcionario pueda dirigirse por él al solicitante. Toda la información requerida por el Gobierno de Navarra para solicitar información no resulta, por tanto, necesaria.

Desde Tu Derecho A Saber estamos en conversaciones con el Gobierno de Navarra para pedirles que reconsideren su postura, ya que en nuestra opinión, se trata de una interpretación injustificadamente restrictiva de su reglamento.